cargando

En twitter:

8 Columnas
Miércoles 08 enero, 2014

Fraude en Túnel Sumergido


•Daño patrimonial por más de $227 millones

Noé Zavaleta

Tomado de Proceso.- El Órgano de Fiscalización (Orfis), brazo técnico de la Comisión de Vigilancia del Congreso de Veracruz, encontró un presunto daño patrimonial en la Secretaría de Comunicaciones y en Fideicomisos vinculado a la construcción del Túnel Sumergido –obra inconclusa al día de hoy-, por 277 millones 755 mil 404 pesos.

El dictamen, que alude la Cuenta Pública 2012, fue presentado ayer por el diputado de Alternativa Veracruzana, Francisco Garrido, después de que la bancada del PAN –integrada por diez legisladores- se quejará que “le escondían” la Cuenta Pública, pues la Comisión de Vigilancia y el propio ORFIS sólo les había entregado un pequeño panfleto de “dos hojitas”.

En dicho informe, presentado de forma exprés ante la prensa, se aprecia que en el caso de las dependencias estatales, la Secretaría de Comunicaciones (Secom) tiene una presunta malversación de fondos por 44 millones 606 mil 779 pesos.

Además, el Fideicomiso Público Irrevocable de Inversión, Administración y Fuente de Pago para la Operación, Explotación, Conservación y Mantenimiento del Puente sobre el Río Coatzacoalcos sufrió un presunto daño de 225 millones, 717 mil, 543 pesos.

Mientras que el Fideicomiso Irrevocable de Inversión, Administración y Fuente de Pago número F/00095 (Túnel Sumergido) también presenta presuntos desfalcos por 7 millones 431 mil pesos.

Tanto en la extinta Secom como en los Fideicomisos a los que alude la Cuenta Pública 2012, saltan nombres de políticos que hoy día ostentan cargos públicos o están a la espera de alguna invitación gubernamental. Raúl Zarrabal Ferat fue titular de la Secretaría de Comunicaciones en 2012 y hoy despacha como diputado local, mientras que Marcos Theurel Cotero también fue titular de la Secom y apenas el 31 de diciembre pasado dejó la alcaldía de Coatzacoalcos, en espera de alguna invitación al gobierno federal.

El Túnel Sumergido de Coatzacoalcos es una obra que fue iniciada hace nueve años por el entonces gobierno de Fidel Herrera y al día de hoy supera los 3 mil 600 millones de inversión federal, estatal y privada.

Dicha obra hoy se encuentra suspendida debido a que las empresas encargadas de su construcción –Concesionaria Túnel de Coatzacoalcos S.A. de C.V. (Cotuco)– y la española FCC Construcción –una de las más favorecidas con contratos en el último sexenio presidencial de Felipe Calderón Hinojosa– se quedaron sin dinero para concluirlo (Proceso 1886).

Inclus, la actual Secretaria de Infraestructura y Obras Públicas (Siop), a cargo del expanista Gerardo Buganza, amagó con presentar una denuncia penal si las empresas no concluyen “algunos metros que le faltan” a esta obra que comunicaría a la zona portuaria de Coatzacoalcos con la congregación de Villa Allende.

Anteriormente la obra magna del Túnel Sumergido y la extinta Secom han sido objeto de severos señalamientos por parte de la Auditoría Superior de la Federación (ASF), de acuerdo con la auditoría 09-A-30000-04-0548, del 2009 se emitió un “dictamen negativo” al pliego de observaciones, pues el gobierno del estado de Veracruz no cumplió con las disposiciones normativas aplicables a la planeación, programación, presupuestación, licitación, contratación, ejecución y pago.

En el resto del informe que presentó la Comisión de Vigilancia, el Orfis también encontró presunto daño al erario en varios Institutos Tecnológicos Superiores de Veracruz y en la oficina de Espacios Educativos de la Secretaria de Educación de Veracruz, luego de la realización de mil 20 auditorías legales, financieras y presupuestales, así como 227 auditorías técnicas a la obra pública.

En el Pliego de Observaciones, los ayuntamientos de Veracruz (38 de 212) también acusaron daño al erario por un monto de 125 millones, 607 mil pesos y que sumándolos a las malversaciones de la Secom, los Fideicomisos y los Órganos Públicos Descentralizados hacen un monto global de 409 millones, 346 mil pesos con 68 centavos.

En el caso de los 38 municipios con presunto daño patrimonial sobresalen: Alvarado con 3 millones, 488 mil 789 pesos; Ixtaczoquitlán, 3 millones, 796 mil 738 pesos; Mecatlán, dos millones, 216 mil 665 pesos; Ciudad Mendoza, 5 millones, 739 mil 911 pesos; Fortín, 41 millones 738 mil 167.89 pesos; Xico, 24 millones 974 mil 294; Castillo de Teayo, 7 millones 69 mil 787, y Acultzingo, un millón 128 mil 246.


Deja un comentario

Acerca del blog

Blog de noticias desde Veracruz.
Aquí, deseamos contar la historia de cada día.
Y cada día es un nuevo comienzo.
Y todos los días se empieza de cero...

Portal de noticias de Veracruz.